i'm in trouble – bsy & khj [fb]
NOTICIAS
26.11 RCKSTR Entertainment sigue sin aceptar nuevos empleados o idols en sus filas hasta nuevo aviso. ¡Salimos del hiatus!
22.11 Solamente se podrá acceder a METEOR, VYR, KSJ y MYP Entertainment comprando el item “Cuenta especial” ya que permanecen cerradas hasta nuevo aviso.
29.12 ¡Llevamos contigo once meses! Muchas gracias por hacerlo posible y seguir con nosotros día a día. ¡Por muchos meses más!
ADMINISTRATIVAS
APOYO Y PNJ
DICIEMBRE DE 2018 La hora y tiempo del mes actual en Seúl, Corea. Usa esta información para hacer tus temas mucho más realistas.
?????
X
comeback stages diciembre
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
NOMBRE CANCIÓN/SERIE/ÁLBUM DEBUT/SINGLE/MINI-ÁLBUM/ÁLBUM NOMBRE DEL PERSONAJE XXXX ENTERTAINMENT XXXX PUNTOS CONSEGUIDOS
Últimos temas
» Music and fun. — PJR.
por Dong Seung Hye Hoy a las 10:25

» pillow PRISM - Vlive
por Seo Jik Hoy a las 06:34

» kitty paws —pwj.
por Kim Ye Eun Hoy a las 06:05

» Midnight city | GYH
por Gong Yun Ho Hoy a las 05:40

» Registro Global.
por Lee Yeon Ji Hoy a las 05:10

» oh, sweet girls —gyr.
por Go Ye Rim Hoy a las 04:39

» happy gee christmas — UT
por Seo Jeong Ha Hoy a las 04:38

» 太陽升起 [The sun is out] • Lian
por Zhao Wen Lian Hoy a las 03:17

» ¡Cuidado con el perro! — ZWL
por Zhao Wen Lian Hoy a las 03:02

» rocky raccoon —hbc
por Min So Ra Hoy a las 02:43

» music therapy – lgb [fb]
por Lim Gi Beom Hoy a las 02:17

» Lightenup | Young Ho
por Kang Young Ho Hoy a las 02:13

» replay —mdj + fb.
por Lim Gi Beom Hoy a las 01:53

» Ty govoriš' po-russki? | Ryu Cho Won
por Ryu Cho Won Hoy a las 01:51

» bloodstained —kbh, fb.
por Kang Hyo Rin Hoy a las 01:38

» miss hardheaded —libre
por Lee Dan Bi Hoy a las 01:26

» Seasons Change — UWK
por Ryu Cho Won Hoy a las 01:16

» Registro de Comebacks/Debuts.
por Moon So Yul Hoy a las 00:53

» thank u, next —canción especial.
por Moon So Yul Hoy a las 00:48

» our song cured my depression – Danbi
por Lee Dan Bi Hoy a las 00:38


i'm in trouble – bsy & khj [fb]

Ir abajo

por Han Mi Cha el Sáb 04 Ago 2018, 04:14

Sábado 28 de Julio de 2018, 02 am, lluvia torrencial

Lo que había empezado como una pequeña y entretenida reunión junto a Hyorin y amigos de ella, se transformó en una pesadilla en el preciso instante en que los labios del anfitrión habían intentado acercarse a su cuello. Por acto reflejo, Misha soltó una carcajada nerviosa (porque le dio cosquillas y asco) volcando así parte del contenido de su vaso de soju sobre ella misma. Un acto inteligente de su parte que le dio la excusa perfecta para huir hacia el baño, encerrándose allí y cayendo realmente en la cuenta de que: 1. Estaba algo ebria, 2. No sabía cómo regresarse porque era un barrio residencial y 3. No conocía a nadie en esa fiesta, porque Hyorin se había ido (¿en qué momento?) con otro muchacho y ahora no respondía ninguna de sus llamadas. Ni siquiera podía dar con Taejin.

Aigo, no quiero despertarte – miró con pena su móvil y el nombre de Hajoon en el listado de chats de kakao y soltó un resoplido, escribiendo a la velocidad de la luz.

"Honey, despierta, ayúdame"
"Necesito que envíes a alguien a rescatarme y a salir de un lugar horrible"
"Es urgente. No quiero estar aquí"

Puso un empeño algo excesivo en escribir bien el mensaje y lo envió sin releerlo, ignorando que escribió Honey en vez de Hajoon. Y conforme pasaban los minutos sin respuesta, se impacientaba optando finalmente por llamarlo, sin lograr que atendiera en las dos primeras llamadas. Pero a la tercera vez que intentó, una voz algo ronca le atendió del otro lado, y no era precisamente él. – ¿Hola? ¿Me oyes? Necesito ayuda, ¿quién eres? No importa, te enviaré mi ubicación. Es de vida o muerte. No quiero que me bese alguien que huele a la peor destilería del mundo. Necesito que envíes rápido a alguien – explicó todo aquello de un tirón, con la voz entrcortada y se quedó en completo silencio cuando sintió dos golpes sobre la puerta del baño, aún en medio de la conversación telefónica.

¿Necesitas que ayude a limpiar tu camisa?

Apretó los labios y respiró con dificultad, apartando el teléfono y sin darse cuenta, cortó la comunicación.

En un minuto salgo... – Qué gran mentira.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol el Sáb 04 Ago 2018, 16:58

Había regresado tarde, corazón a traspiés —escapada: Nahee— y, en el camino, Hajoon con manos en los bolsillos; en el pequeño tramo desde allí hasta la casa, Yeol se pegó al cuerpo de su amigo para farfullarle cuatro vocablos (estoy. saliendo. con. alguien) que lo cambiarían todo. En la puerta, un tercer varón: Gunsoo, índice en los dígitos, que los miraba como oliendo que entre los menores había entonces un secreto, pero Sungyeol ya conocía el suyo. Atravesaron la casa silente y ocuparon un mismo sofá, apretujados para oírse a susurros, pocas palabras —risas amortiguadas— y la valentía que sólo aparece a oscuras.

Se había quedado dormido, así, con la cabeza echada al hombro de Hajoon, sosteniendo el brazo de Gun, pero cuando abrió los ojos, instado por el dispositivo que vibraba sobre la mesa —mensajes sin leer— y la incómoda postura, el último no estaba allí; les había extendido una chaqueta que lucía menuda y ridícula al intentar abarcar las largas extremidades de ambos. El maknae se la sacudió, escuchando la respiración pausada de Joon, que se removió de comodidad al liberarse de su peso. Tenía los ojos hinchados y se revolvía el cabello, húmedo por el sudor, mientras sostenía el móvil ajeno entre sus manos. En la pantalla aparecía el nombre de una fémina y, aunque nunca había adivinado la contraseña del dispositivo con Gunsoo, se atrevió a deslizar el pulgar para leer los mensajes; un honey le hizo saber, inmediatamente, que aquella era la chica de la que Hajoon había hablado. Sabía que estaba mal leer los mensajes ajenos, y la tensión en sus músculos era tal que parecía se le engarrotaban, pero aún así introdujo varias veces la posible contraseña, errando en todas ellas.

Cuando el móvil comenzó a sonar, con un alto tono de llamada, el aparato saltó de entre sus manos nerviosas y se apresuró en saltar entre sofás, alejándose hasta el pequeño porche del jardín —llovía, se percató— para responder al fin. — ¿Hola? —la voz ronca por el recién despertar— Hola, te oigo un poco mal. —respondió, no teniendo idea de qué estaba haciendo. Había mucho ruido del otro lado del aparato, él no podía alzar mucho la voz y la lluvia parecía embotar sus palabras. Miró más allá de la cristalera, pendiente de si alguien despertaba— Soy... —lo cortó, y este asintió sin darse cuenta de que ella no podría verlo. Era del todo extraña, no le extrañaba que le gustara a Hajoon. — ¿Que te bes...? QUIÉN TE VA A BESAR. —no pudo controlarse, el honor de su mejor amigo debía ser defendido a capa y espada aún si eso significaba despertar a todos allí. — Escucha, no te puede besar NADIE, ¿vale? Ahora mismo vamos para... ¿hola? ¿hola? —Había cortado la llamada.

Ubicación y determinación, regresó al interior y despertó a Hajoon a manotazos, la vena en el cuello de Yeol saltona —bien marcada por la prisa—, gruñendo ininteligiblemente. Cubrió la boca del otro con la palma de su mano en cuanto este se despertó. — Micha nos necesita, Hajoon-ssi. —la urgencia implícita en los siseos— La van a besar, ¿lo entiendes? No podemos dejar que eso pase, tienes que ser tú. —El menor poco había entendido de la situación, ruido y mente pastosa, pero lo importante era que iban a rescatarla. Sostuvo la mano de Hajoon y tiró de este, sacándolo por la puerta del jardín y deteniéndose un instante por la lluvia. — Esto lo hago por ti, tío. —se zambulló entre los arbustos, bajo la lluvia constante, a las dos de la madrugada. Tras verja y matorrales, una flamante bicicleta atada con candado. Escupió las hojas que se le habían metido en la boca y sacó un llavero, probando con varias llaves hasta atinar. — ¡Vamos, vamos! —instó, mirando de lado a lado y aferrado al manillar, consciente de que Lucifer podía aparecer en cualquier momento. La rodilla le gritó odio cuando comenzó a pedalear.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Kwon Ha Joon el Lun 06 Ago 2018, 03:43


Había sido un día realmente extraño en todo su esplendor. Había visto a Micha mucho más temprano, pero al regresar a casa, no esperó encontrarse con la sorpresa y confesiones que se dieron después. Se vio arrastrado en una especie de alianza junto a Gunsoo y Sungyeol que nunca esperó verse involucrado con. Pero al mismo tiempo no se sentía tan mal, haber compartido la existencia de Micha con sus compañeros que se encontraban en situaciones más complicadas que la suya. Tampoco era que había jurado hacer de cupido, pero si era una alianza para mantener el silencio, especialmente del manager Kang, quien probablemente los encerraría en la residencia para evitar que metieran la pata y algo saliera bien. Hajoon seguía siendo el metido, en aquella alianza, por que la situación de los otros dos tenía más cosas en común.

Al quedarse dormido aquel día en una posición incómoda, lo que menos esperó era recibir manotazos mientras dormía. Abrió los ojos de par en par, dispuesto a gritarle a quién fuera que lo estaba despertando de una manera tan cruel, pero le taparon la boca antes de que pudiera hacerlo. Miró con claro resentimiento a Sungyeol, antes de morderle la mano de manera enfadada antes de que pudiera escuchar lo que decía. Su mal humor siempre incrementaba después de que sus sueños fueran interrumpidos, especialmente de una manera tan cruel. Pero cuando el nombre de la chica salió de los labios de su amigo, Hajoon prestó toda la atención del mundo, quedándose callado. No supo que decir ante sus palabras. —¿De qué carajos estás hablando? ¿Te importaría explicar un poco más?—claro que se había puesto alerta, pero no entendía cómo es que lo despertaba con aquellas barbaridades, aunque que hubiera dicho que era él quién debía besar a Micha lo había pillado completamente desprevenido.

Se levantó a regañadientes, restregándose levemente los ojos cuando lo sacó fuera. —Que carajos... —dijo al ver que se internaban en la lluvia. Sacudió su mano, soltándose de su agarre. No entendía lo que sucedía, pero Sungyeol no estaba tan demente —¿o sí?— de salir con semejante lluvia por nada. —Espera, no seas estúpido—dijo, antes de regresar, ya algo empapado por un par de sandalias. No podían salir sin zapatos después de todo. Se escabulló por los arbustos, haciéndose varios cortes debido a la maleza. —Nada de eso. Tú vas en la barra—lo hizo quitado del asiento, tomándolo él mismo antes de subirse a la bicicleta y comenzar a pedalear. —Estamos dementes—no tenía sentido no incluirse, desde que ahí estaba, pedaleando con todas sus fuerzas en una bicicleta con Sungyeol en la barra a las dos de la madrugada mientras llovía. Era la definición de demencia en gráfico.

Pedaleó como si no hubiera mañana, pidiéndole a Sungyeol que le diera la dirección o algo. Y al llegar a un lugar cercano, dejó la bicicleta a un lado y se bajó, tomando su celular —a prueba de agua, gracias al cielo— y llamando a Micha. —Estoy afuera, ¿dónde estás?—preguntó, poniendo el celular en su oído y también cerca de Sungyeol, para que pudiera escuchar.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


.

avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Kwon Ha Joon

Volver arriba Ir abajo

por Han Mi Cha el Vie 10 Ago 2018, 04:55
No tuvo muchas optativas más que salir del baño y caminar de forma cautelosa hacia donde el grupo de gente se encontraba riendo y bebiendo, tal y como los había abandonado minutos atrás. Misha sonrío con incomodidad y se sentó en un rincón del sillón, lo más alejada posible del anfitrión, justo al lado de otra chica. Sin embargo, la muchacha pareció captar una seña de muévete, que la obligó a quedar nuevamente a su lado. ¿Qué he hecho en mi vida pasada para merecer esto? Todo en él le causaba rechazo; su lenguaje corporal, la forma en que se le acercaba para contarle las anécdotas más aburridas del universo y por último, su brazo apoyándose en su pierna de forma distraída. Fue mucho más de lo que pudo soportar durante esos eternos veinte minutos y alejó la mano con brusquedad, disculpándose por segunda vez para ir al baño. Lo que no esperaba, es que éste le siguiera para asegurarse que estuviera bien, haciendo que prácticamente diera un portazo desesperado ante su cara en señal de déjame en paz. Aunque con todas las copas que traía encima, dudaba que aquel lo captara.

Vamos, apresúrense – Se mordió el labio inferior y recorrió con la mirada el baño, notando entonces una pequeña ventana de ventilación, justo a la par que su teléfono vibró, visualizando así el nombre de su salvador. – Estoy encerrada en un baño – respondió con tono de voz aterrado y angustiado, aunque más bien se sentía algo ridícula. – Hasta dos minutos atrás estaba él afuera esperándome... – Se agachó a mirar por la rendija de la puerta y bufó al notar que, en efecto, la estaba esperando afuera, apoyado contra la pared. – Necesito que busques una ventana pequeña – Le susurró a Hajoon y cortó la conversación, sólo para maniobrar subiéndose arriba de la tapa del inodoro, abrir la ventana y asomar su rostro por allí.

Los ojos le brillaron de ilusión cuando Hajoon y el otro chico –¿Sunyeol? ¿Sunny? ¿Sungyeol?– aparecieron en su campo de vista, en compañía del corcel -la bicicleta- para rescatarla. – ¡Aquí! – susurró y ondeó el brazo, tratando de sacar un poco más su cuerpo hacia afuera. – Joonie – estiró aún más su mano para intentar dar con él, esperando idear un plan de acción. – no sé como salirme. Podría...Podría regresar a la fiesta, pero esta esperándome afuera del baño – miró por encima del hombro al otro integrante de S.T.O.R.M y le sonrió con incomodidad, haciendo una extraña reverencia con su cabeza, desde una ventana de un baño. Sí. – Hola – musitó en voz bajita. – ¿y si salgo por aquí y me escapo? ¿Pueden atajarme? – La distancia era muy corta, pero necesitaba que al menos alguno de los dos la sujetera para poder salir, ya que era una ventana estrecha. – ¿Pueden? – Dio un pequeño salto y el cuerpo se impulsó más hacia adelante, quedando ya parte del torso fuera, pero el resto adentro. Sus pies pataleando  para intentar equilibrarse y no irse de cabeza al piso. – ¡Rápido, ya casi lo tengo!
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol el Vie 31 Ago 2018, 04:53
Un mordisco... ¡le había propinado un mordisco! Se sacudió la mano y le arreó un manotazo con la otra, echándole todo el peluquín hacia adelante, cubriéndole el rostro como en su mejor fantasía emo. — ¡Ouch, imbécil! —siseó, alzando la voz tanto como el volumen de un susurro pudiera permitírselo. Por suerte, Hajoon pronto comprendió o fingió comprender y se dejó arrastrar por su necia impulsividad. — ¡No hay tiempo para explicaciones! —decía, sacudiendo la cabeza, las manos, el cuerpo, en lo que se dirigía hacia el exterior de la casa. Se subió a la bicicleta, aferrando bien el manillar y agachando el cuello a la altura de los hombros, sus ojos oscuros poseían una mirada fiera, predispuesto a todo, podía oír el himno y la bandera de la patria querida ahondarse tras ellos y... todo aquello recibió un empujón a la par que el otro varón lo echaba hacia atrás.

Sungyeol pareció más perro mojado que antes, haciéndose chiquito en el asiento trasero y envolviendo un brazo en el torso del amigo, aferrándose a aquél con comodidad mientras la diestra se ocupaba, aún con el móvil del otro, de la localización recibida. — Te ha hecho una llamada de emergencia pero estabas dormido. —dio una atolondrada explicación, no ahondando en exactamente por qué había respondido él en lugar de despertarlo. — No oía nada, había mucho ruido y la lluvia y solo sé que dijo "es de vida o muerte" y "no quiero que me bese alguien que blah", ¿entiendes? Seguro que algún tipo se le ha confesado, pero llevas la delantera, porque es imposible que sea más guapo que tú. Digo, no sé, eres un idol después de todo, ¿no? —asomó la cabeza, contemplándole de cerca el perfil— DE TODAS FORMAS, todo esto —el índice apuntaba a la bicicleta y ellos dos de forma bastante abstracta— es gracias a mí. Era una indirecta directa, pedía a gritos "Hajoon ven a besarme tú". O eso o... la estaban acosando. Pero no creo, soy rápido captando las señales. —echó hacia atrás la barbilla con el orgullo de un niño de diez años— Espera... creo que era por la derecha. —reparó, la pantalla del móvil completamente empapada.

Acercó el oído al teléfono por el otro lado, queriendo escuchar la conversación entre el amigo y la chica y sintiendo las orejas arder al darse cuenta de que Micha los necesitaba para, literalmente, escapar —quizás había estado estrepitosamente equivocado, después de todo. Rodearon el edificio —el sonido de la música salía desbocado desde el interior— hasta dar con la pequeña ventana, atraídos más por la indicación susurrada de la fémina que por la ventana en sí —parecían más perdidos que un pulpo en un garaje. Yeol permaneció un paso por detrás de Hajoon, refrenando su curiosidad debido a la situación, pero esbozándole una sonrisa menos incómoda a Micha. — Hola. —agitó la diestra en lo alto. Asintió. — Sí, ¡claro que podemos! —la adrenalina le bombeaba como si hubieran regresado a ser el estúpido dúo adolescente. Se colocó a un extremo de la ventana y alargó los brazos, procurando sostenerla bien, dejando que Hajoon la cogiera por el otro —estilo Romeo, mientras que él tiraba como si estuviera desembozando un váter. En ningún momento pensó en su lesión. Apoyó un pie en la pared y tiró hasta que la chica rodó fuera, soltándola solo cuando estuvo cerciorado de que Hajoon la había atrapado, y mirando de aquí para allá con histeria como si quisiera convertirse en arbusto —y lowkey presenciar la escena.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Kwon Ha Joon el Jue 06 Sep 2018, 04:17


Hajoon tenía problemas escuchando a Sungyeol hablar, mientras pedaleaba con todas sus fuerzas e intentaba mantenerse recto sin poder ver realmente por donde pasaba. Tenía que entrecerrar los ojos hasta convertirlos en un par de rendijas, con el ceño fruncido para mirar las direccionales y se guiaba por instinto de saber dónde estaba para no girar por alguna calle que no era, pero es que no le había dado tiempo de coger sus lentes y tampoco dormía con los lentes de contacto normalmente. Desde pequeño, tenía problemas para mirar de lejos especialmente, pero como no tenían dinero, comprar lentes no era una opción, así que tuvo que esperarse a debutar y tener dinero para comprarse unos. Así de ciego estaba realmente, muchas personas no lo notabas, por los lentes no artísticos de contacto que solía usar a diario —Misha no haría eso, arggg, estoy seguro que vamos por buen camino, no te muevas mucho—reprendió con voz frustrada.

Un lisiado y un ciego, no eran el mejor equipo de rescate del mundo.

Hajoon miró a Sungyeol diciendo; "te lo dije, te dije que Misha no me llamaría por algo así" cuando se dieron cuenta que literalmente necesitaba que la sacaran de ahí —¿Una venta...?—volvió a entrecerrar los ojos con fuerza, intentando localizar una deformación en la pared, tratando de vencer su ceguera y también la lluvia torrencial. Hajoon se encontró a sí mismo mirando al lado equivocado y habría pasado recto de no ser porque la muchacha habló. Clavó su mirada en la chica, sin poder evitar suspirar aliviado de saber que se encontraba bien, al menos eso parecía —. Aquí estamos—dijo como si no fuera obvio, poniéndose de puntillas para tomar su mano que estaba estirando —, siempre puedes golpearlo con la puerta y luego salir corriendo... o decir que tienes diarrea, con la cantidad de tiempo que llevas ahí metida no creo que se sorprenda—comentó.

Pero en vez de eso, Sungyeol y Misha pensaron que era buena idea salir por la puerta del baño —. Espera, no... —no le dio tiempo de replicar, de decirle que con costos podía ver su rostro desde esa altura y la lluvia, pero era tarde para decir algo, porque la muchacha se balanceaba sobre la ventana y no tuvo de otra más que agarrar sus manos y jalarla levemente hacia abajo, procurando no hacerle demasiado daño —Yo puedo hacerlo—le dijo a Sungyeol, recordando momentáneamente su rodilla lesionada. Aunque no era una buena idea —Vamos, Misha, solo un poco más... —le incitó a que huyera como princesa de cuentos de hada.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


.

avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Kwon Ha Joon

Volver arriba Ir abajo

por Han Mi Cha el Dom 09 Sep 2018, 19:45
De fondo escuchaba golpecitos en la puerta del baño, y el chico preguntándole si estaba bien. Misha miró con cara de pánico a Sungyeol y Hajoon y estiró aún más los brazos hasta alcanzar a ambos que la sujetaron para que pudiera escapar por la pequeña ventana. – Sujetame bien, por favor – le pidió a Hajoon y tras decir aquello, sintió como la puerta del baño se abría, haciéndole pegar un grito desesperado, pataleando de forma ridícula mientras oía al dueño preguntar qué demonios pasaba. – ¡Rápido! – se impulsó ella misma, hasta finalmente poder ser atrapada en los brazos de Hajoon, enroscando también sus manos en torno a su cuello para estabilizarse, jadeando a causa de la adrenalina. Las mejillas rojas, producto del alcohol y la cercanía con el chico, hasta que un grito la sacó de su pequeño trance. – ¡Oi! ¿Quiénes son ustedes? – Misha reprimió una carcajada al ver al dueño asomándose por la ventana con expresión enojada y rápidamente se separó de Hajoon, tomándolo de la mano a él y a Sungyeol. – Rápido, corran – pasos torpes, risillas y la lluvia que poco a poco los iba mojando conforme salían de la casa en dirección a la bicicleta.

Una vez en la calle, habiendo escapado exitosamente, miró a ambos chicos y luego a la bicicleta. ¿Cómo se suponía que irían los tres en eso? No era la idea de escape más brillante del universo, pero contempló a ambos con cierta ternura, por haberse precipitado tanto que probablemente salieron apurados al rescate. – Lo lamento – terminó diciendo, mientras se cruzaba de brazos, para impedir que su blusa se transparentara con la lluvia. – Ha sido un imprevisto extraño... – aún estaba algo mareada y se dio cuenta que tampoco tenía su teléfono encima. Probablemente lo había dejado caer en el baño.

Estoy algo perdida. ¿En dónde estamos exactamente? No sé como regresarme a casa – se llevó las manos al rostro, preocupada y se quedó mirando a la nada. – no pueden vernos. ¿Qué hacemos? ¿Cómo regresamos? – miró alternativamente a ambos chicos y sintió una oleada de culpa por haberlos metido en semejante asunto.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol el Dom 16 Sep 2018, 01:39
No es buen momento para los celos. —vocalizó exageradamente para que Hajoon pudiera comprenderlo y no llegara a oído de la chica, profiriendo un resoplido, como si no pudiera creerlo. Aún aferrando el brazo de Micha, todas las alarmas se dispararon en su cabeza al percatarse de que estaban entrando al baño y ella aún no se hallaba completamente fuera. Tiró tanto como le fue posible, aún teniendo en cuenta el bienestar de la chica —pues no era una Barbie, de esas a las que se les podía sacar y poner el brazo a voluntad—, terminando por soltarla cuando esta se halló entre los brazos de Hajoon. Exhaló, cansancio y nerviosismo, la lluvia continuada una impedimenta a la hazaña, pero el tiempo para recobrarse fue breve, sintiendo la mano de Misha aferrarse a la propia y tirar de él, corriendo en dirección a ninguna parte. — ¡No! ¡Por allí! —Sungyeol usaba el peso de su cuerpo para guiarlos en la dirección correcta.

Los tres contemplaron la bicicleta con el mismo pasmo. Yeol no podía creer lo tontos que habían sido al coger solo UNA bicicleta; quería decir algo a su favor que pudiera excusarlo, como que todo había sucedido muy rápido, pero al final fue ella quién habló. La miró callado, desviando la mirada al verla cruzarse de brazos, comprendiendo que se cubría el pecho con los mismos y no queriendo hacer la situación algo aún más extraño. ¿Qué hacemos? Ya, ojalá lo supiera. — Hajoon. —lo llamó, buscándolo con los ojos. Un aviso (espabila y urde un plan), que era él el de las buenas ideas (demostrado quedaba) y Sungyeol el de los desastres. Ninguno llevaba la cartera encima. De pronto, se percató de las siluetas de dos hombres corriendo hacia a ellos, bajo la lluvia, y Sungyeol reaccionó primeramente, empujando a ambos a la bicicleta. — ¡Rápido, yo los distraeré! —vociferó, instándoles con las manos a que empezaran a pedalear y marcharan— ¡Esperadme en la esquina de arriba! —Se dio la vuelta, poco decidido pero convencido de que era lo correcto, y se dirigió a zancadas torpes hacia los hombres. Madre mía, en qué lío me he metido...
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Kwon Ha Joon el Dom 16 Sep 2018, 02:21


Su rostro se tornó rojo, ante las palabras de Sungyeol —No es... no son... —no terminó de decir lo que iba a decir, ya que alguien entró en el baño y los dos muchachos se dedicaron a empujar más a la chica hasta que estuvo fuera del baño. Atrapó a la muchacha, apoyándose en la pierna derecha que estaba levemente hacia atrás para no caer al suelo. La sujetó con fuerzas de la cadera, sonrojándose más violentamente por el gesto, pero sabía que no era el lugar ni el momento para avergonzarse. Se dejó arrastrar por Micha, sin saber exactamente hacia donde iban y agradeció que Sungyeol (aunque lisiado), sabía dónde carajos estaban, aparentemente.

Miró la bicicleta con cierta decepción, como si hasta ahora se diera cuenta que había pedaleado desde la residencia hasta ahí en esa cosa que no parecía ni siquiera aguantar a los dos gigantes que eran Sungyeol y Hajoon —Está bien, te iremos a dejar a casa sana y salva—le aseguró aunque aún no sabía cómo lo harían, ¿sería lo mejor caminar? Hajoon pensó en dejar a Micha en la bicicleta mientras cargaba a Sungyeol porque no debía estar corriendo para comenzar. Si tan solo Yooha supiera dónde estaba, lo asesinaría ella misma.

Pero entonces Sungyeol salió corriendo, para salvarlos a ellos dos de una manera... ¿heroica? —¡Estás lisiado!—gritó, pero era demasiado tarde, ya ni siquiera podía escucharle —, ese idiota... —se quejó, pero era cierto que les estaba ayudando a no ser pillados por los dueños de la casa. Miró a Misha, sintiéndose un poco tímido al principio antes de subirse a la bicicleta —. Vamos, arriba—le dijo, esperando a que se subiera —, no podemos hacer el sacrificio de ese cabeza de chorlito sea en vano—se permitió bromear. Una vez la muchacha estuvo arriba, comenzó a pedalear de nuevo, arruinando el césped de la mansión mientras salía a la calle y pedaleaba hasta la esquina de arriba —¿Estás bien? ¿No te hicieron nada?—preguntó a Misha, mientras pedaleaba con fuerza.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


.

avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Kwon Ha Joon

Volver arriba Ir abajo

por Han Mi Cha el Dom 16 Sep 2018, 20:46
¿Qu-qué? No, no, espera... – Quiso detener a Sungyeol con la mano, pero el chico fue más rápido, haciendo que Misha se llevara una vez más las manos al rostro, sintiéndose terriblemente mal por estar metiéndolos en un problema innecesario. ¿Y si luego todo eso salía en la prensa? ¿Cuanto le costaría timar a los paparazzis? Su cuenta bancaria podía pagarlo, pero un movimiento tan obvio, llamaría la atención de sus padres. Se mordió el labio inferior con pena y luego miró a Hajoon, que estaba empapado por la lluvia al igual que ella. – Lo siento – volvió a decir como por segunda vez y asintió quedamente con la cabeza cuando él le dijo que se subiera a la bicicleta.

Ocupó un lugar detrás, aferrándose tímidamente a él y apoyando el mentón sobre su hombro, esperando así ser sus ojos los que vieran el camino, conociendo que Hajoon no tenía muy buena visión sin sus lentillas. – Estoy bien – le aseguró, no queriendo preocuparlo. – Sólo intentó besarme pero no lo logró – los labios del anfitrión de la casa habían llegado a tocar su cuello, pero no era algo que quiso revelarle, ya que consideraba innecesario y solo añadiría leña al fuego.

Al cabo de unos pocos segundos, llegaron a la esquina que Sungyeol les había indicado y Misha miró hacia atrás con curiosidad. ¿Debería ir por él? – musitó despacio, bajándose de la bicicleta por unos instantes. Luego volteó a Hajoon y le dedicó una sonrisa que pecaba de tonta enamorada y decidió caminar hasta su lado una vez más, acotando las distancias. Su frente chocó con la de él y contempló sus labios. Su mano acarició la mejilla del contrario y sintió el corazón latiéndole con fuerza. Las narices chocaron suavemente, dispuesta a cerrar la poca distancia. – ]Gracias por venir por mi
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol el Jue 04 Oct 2018, 21:00
Y que sus intenciones, como siempre, eran buenas... ¿pero qué había de los resultados? Apenas podía respirar, carrera y lluvia, y mientras que una mano acudía al muslo de la pierna lesionada —como si sujetándola no fuera a sentirla retorcerse enrabietada de dolor—, la otra ejercía barrera —brazo bien estirado— contra el pecho de los hombres, que lo apartaron en tajante no tenemos tiempo; lo sortearon, pero Sungyeol dio vuelta y los detuvo de nuevo, alegando algo más importante había sucedido, elaborando una excusa que los mantuvo ojos entrecerrados unos segundos, apartándolo de nuevo al contemplar la bicicleta con la pareja no muy lejos de allá; incluso intentó sobornarlos, pero sin cartera, lo único que halló en los bolsillos fue un botón suelto, así que presa del pánico señaló tras ellos (¿qué es eso de allí?) y echó a correr. Por supuesto, fue atrapado casi instantáneamente —qué cosa tan patética de ver—, aunque aquellos terminaron soltándolo con pereza y retornaron a la fiesta con los trajes mojados.

Se sacudió sus propias ropas, aunque estas se habían adherido completamente a su figura, y la vista se dirigió al cielo con cansancio, contemplando palmas tendidas que la lluvia por fin aminoraba. Retornaba arrastrando las suelas de los zapatos, con una cojera que no podía ocultar —dientes apretados, allá iba—, alzando el brazo y agitándolo para hacerse notar, ya cerca de la pareja con un:— ¡Chicos! —que murió en últimas letras, contemplando con pasmo la cercanía entre ambos, la boca de la muchacha inclinándose hacia a él. Oh mierda, pensó, con la larga extremidad aún alzada y deseando dejarse caer, hacer la croqueta y esconderse bajo un coche. Sus ojos acudieron a Hajoon, extremadamente nervioso, y le mandó un mensaje de socorro y perdón, batiendo las pestañas en morse.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Kwon Ha Joon el Vie 12 Oct 2018, 06:36


No podía ver nada a más de dos brazos de distancia de su frente, por lo que llegar sano y salvo a la esquina correcta había sido puro sentido de la orientación, que no era tan mala como su vista. Se bajó de la bicicleta, para poder centrar toda su atención en Misha. Sus labios se convirtieron en una fina y dura línea por unos segundos, mientras escuchaba lo que habían intentado hacerle —¿No intentó nada más? Misha, deberías denunciarlo o algo—sabía que estaba exagerando, pero sentía rabia de que alguien hubiera intentado hacer algo en contra de su voluntad, era bueno que sabía guardar las apariencias. De no tener autocontrol, probablemente se hubiera devuelto para pegarle al tipo.

Deberíamos... pero no estoy seguro que sea buena idea, ¿y si llega pero no estamos y luego se va? —comenzó a pensar en voz alta, y no se dio cuenta de nada más hasta que Misha lo sujetó de las mejillas y chocó su frente con la de él —¿Misha?—preguntó, atónito y nervioso por la cercanía, pero tampoco se movió. Incluso cerró los ojos, pensando en lo que sucedería si lograban acortar las distancias... hasta que la voz de Sungyeol lo sacó del pequeño trance en el que había entrado y se enderezó automáticamente, poniendo distancia de nuevo entre la cara de la chica y la suya. Sus mejillas estaban rojas y sentía su cara arder —¿Don... Donde estabas? ¿No te lastimaste demasiado?—preguntó con una voz unos tonos más agudos de los normal. Carraspeó, intentando volver a la normalidad a pesar de que sus movimientos se habían vuelto torpes —. En fin, creo que Misha debería tomar la bicicleta y Sungyeol... tú iras en mi espalda. No puedes caminar, ni tampoco pedalear. Yo puedo sostener la bicicleta mientras avanzamos y.... el apartamento de Misha no está tan lejos... creo—desplegó su plan, a pesar de que no, sin mirar a la muchacha a los ojos aún.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


.

avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Kwon Ha Joon

Volver arriba Ir abajo

por Han Mi Cha el Dom 28 Oct 2018, 02:58
El grito del tercero le hizo dar un respingo, asustada, separándose tan rápido de Hajoon como él de ella. Volteó la mirada en dirección al muchacho y los labios se ensancharon en una sonrisa enorme agradecida de verlo a salvo. Batió los brazos al aire, de forma quizás demasiado entusiasmada -un poco a causa del alcohol- y dio un saltito, como si aquello no fuera suficiente. – rápidooo, debemos irnos antes de que alguno de nosotros salga en los tabloides. Eso no le gustará a mi padre – Ante las indicaciones, se subió a la bicicleta sin dudarlo, pero al pedalear un poco, soltó una risotada por que se estaba desviando demasiado, yendo en un extraño zig zag muy lento.

Miró de reojo al par, uno a cuestas del otro, entreviendo una sonrisa al ver que su amigo no sólo se preocupaba de eso, sino también de sostener su bicicleta por el buen sendeor. Su mano entonces se posó encima de la de Hajoon a propósito, mientras pedaleaba al nivel de ellos.

GPS, necesitamos uno. Perdí mi teléfono en la fiesta – informó. – ¿Estaremos muy lejos? Quizás sería mejor coger un taxi... – no quería terminar enfermándose, ni que ellos dos lo hicieran. – luego les compro otra bicicleta – hablaba insensateces, lo sabía, pero le urgía llegar.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol el Dom 28 Oct 2018, 03:27
Como si una gruesa capa de hielo se le hubiera formado alrededor, no pudo responder de inmediato, aunque sus pasos siguieron avanzando con la misma elegancia que la del Pirata Patapalo, alcanzándolos con una risa que, aunque escueta, rozaba lo histérico. — ¿Estás pasando por la segunda pubertad? —inquirió con burla, como si no hubiera sido él quién le hubiera arruinado El Momento TM, pero la verdad, si Sungyeol fuera incapaz de pasar página con respecto a sus meteduras de patas y viviera hostigándose por las mismas, habría envejecido mal y muy rápido (quién sabe, quizás hasta padecería de alopecia o, directamente, calvicie). — Estoy bien. —le aseguró.

Dramática voz narrativa: no estaba bien. ¿En tu eSpAlDa? —fue su turno para la segunda pubertad, por lo visto, pues la voz se creció en un agudo molesto. — Sí, ya, y luego te atamos un platillo a la cabeza. ¿Eres el hombre orquesta? ¡Puedo! De verdad que puedo... correr o algo. Deberías pedalear por Micha, parece que... —Contempló con cierto pasmo como una borracha y muy linda Micha los alentaba, subiéndose a la bicicleta de inmediato, y de aquella llevó los ojos a las mejillas aún ruborizadas de Hajoon. — Kyeopta. —farfulló, hundiendo el índice en el pómulo de su amigo. Tenía muchas preguntas pero ninguna eran lo importante ni lo oportuno entonces, así que terminó por resignarse y echar un brazo sobre los hombros del moreno. Tuvo un war flashback al pasillo a oscuras, la actriz y la recién lesión mientras se aferraba a Joon de la misma forma. — ¿Sabes donde vamos?

A cualquiera que los hubiera visto, se le hubieran ocurrido al menos una decena de buenos chistes. La muchacha pedaleaba y la bicicleta iba en zig zags, a ratos entorpeciendo el ya de por si difícil camino de los varones. Las gotas de lluvia restantes en sus hebras y rostro comenzaban a fundirse con el sudor. Jadeaba como un bulldog gordo. — Oye, Joonie... —apenas y podía respirar— Perdón por lo de antes, pero ¿qué te pasa? —le reprochaba, como si se hubiera convertido en el Doctor Amor— ¿no sabes cuándo es el... momento de dejarme en la cuneta...? Ese era el momento... ese era, tío... Podrías haberla llevado en la bici, es que... ¿no has aprendido nada de los dramas? Y te... joder, el flato... te abraza y eso, la dejas en casa... y luego...

Se detuvo un momento para poder respirar, breves segundos, echando a andar de nuevo— Boom, ¿sabes? Boom. Pero no... Sé que me quieres un montón, un montón, un montón... pero no me quieras tanto. —seguía perdido en su retahíla de, cuando ocurrió. Los ojos casi salieron de sus cuencas cuando la mano de Micha se apoyó sobre la del chico, en el manillar. Aquellos ojos los llevó al amigo, con una O dibujada en los labios, y luego los retiró como si con ello les diera privacidad. Un inútil, vamos. Mención a la bicicleta. — Esta chica me gusta. —susurró.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Kwon Ha Joon el Mar 30 Oct 2018, 03:46


Asintió ante la idea de Misha de irse de ahí lo más rápido posible. Lo último que necesitaban en los medios era el papelón que estaban haciendo. Un ciego, un lisiado y una borrada huyendo de una fiesta a mitad de la noche. Su manager se los comería vivos si siquiera se daban cuenta —¡Yah!—se quejó ante las palabras de Sungyeol, haciendo que su sonrojo fuera aún mucho más profundo, porque no tenía nada para contradecirle, no tenía nada con qué salir esa vez y eso resultaba frustrante.

Sabía que estaba sobreestimando su fuerza física, pero no había manera en la que dejara  Sungyeol caminar (no después de saber que tenía que cuidarse, de lo mal que lo había pasado la última vez que se había lesionado, era su deber moral). Pero Sungyeol tenía razón (no que lo fuera admitir) y sostuvo la bicicleta antes de que Misha pudiera irse de un lado, suspirando pesadamente —Si te lesionas más no es mi culpa—le ordenó de mal humor. Porque sería la comidilla de Sungyeol por quién sabe cuanto tiempo y porque de nuevo, estaba avergonzado, con el corazón latiendo con fuerza debido a la cercanía de Misha hace unos momentos.

Caminaba lento, como una tortuga, intentando que Misha no se fuera de lado sobre la bicicleta y asegurándose que Sungyeol no se cayera. Además, tenía que fingir que sabía dónde carajos estaba.

Estaba cansado, empapado y sin saber cómo habían terminado así. Escuchó a Sungyeol con cara de pocos amigos, de mal humor —Los dramas son ficción Yeol, no sucede así en la vida real. No somos... de esa manera—espetó dando una zancada para corregir la bicicleta de Misha —. Si tanto quieres que te deje tirado, puedo hacerlo en estos momentos si quieres. Suerte llegando a casa—le miró de reojo, porque no lo iba a hacer, a no ser que estuviera demasiado enojado, lo que estaba y no al mismo tiempo. Y fue entonces cuando sintió la mano de Misha sobre la suya y se le paró el corazón. Tuvo que mirar a otro lado y darle la espalda a Sungyeol para que no le viera sonrojarse más de lo que ya estaba y sonreír como un verdadero idiota. También ignoró sus últimas palabras

Fue cuando pasaron por una calle conocida que por fin pudo ubicarse. Gracias al cielo por su sentido de orientación. Dobló a la izquierda y luego a la derecha —Está bien, ya casi llegamos—le aseguró a la chica, claramente cambiando el tono con el que se refería a ella a comparación de su amigo —. No te preocupes por la bicicleta—ni siquiera se acordaba de dónde la habían sacado, si tenía que ser honesto.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


.

avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Kwon Ha Joon

Volver arriba Ir abajo

por Han Mi Cha el Dom 04 Nov 2018, 20:11
Estaba demasiado abstraída y enfocada en el camino y en no caer como para llegar a escuchar o siquiera comprender de que hablaban ambos chicos. Lo único que deseaba era poder llegar a salvo a casa, sin ningún otro inconveniente de por medio pues ya de por sí la situación era bastante ridícula. Sin embargo, el silencio y la paz pareció reinar en el ambiente en cuanto las manos de Misha y Hajoon se habían unido, haciéndola sonreír inocentemente, pero sabiendo exactamente lo que estaba haciendo.

ah, esto es más familiar – comentó, al doblar una esquina, comenzando a reconocer más el lugar. Finalmente estaban en su barrio y tomó una bocanada de tranquilidad. - sí, estamos cerca, descuiden – miró hacia atrás a Sungyeol y le sonrió, y al hacerlo, por poco choca con un auto estacionado, atinando a correrse de forma torpe y rápida. Soltó una carcajada en el medio de la noche y continuó pedaleando hasta llegar al imponente edificio en donde vivía.

¡lo logramos! – Apoyó los pies en la acera y aplaudió con sus manos, sonriendo y achicando sus ojos al hacerlo. – aquí tengo unos... – se bajó de la bicicleta y rebuscó el su pantalón, sacando un puñado de wons. – para el taxi, no se vuelvan en ésto – señaló la bici e hizo una mueca, a la par que tomaba la mano de Sungyeol y depositaba el montón de Wons. – Muchas gracias por tu ayuda – hizo una reverencia de noventa grados, algo teatral y volvió a enderezarse, subiendo los primeros escalones hasta la entrada, pero luego se detuvo y volteó, quedando a una altura perfecta para Hajoon.

y a ti... – negó con la cabeza en un gesto suave y soltó un suspiro. – te mereces el cielo – susurró y se acercó a él con una clara intención. – buenas noches – Le regaló un beso rápido, fugaz e inesperado en sus labios, separándose con una expresión divertida y mejillas sonrosadas. – Adiós – saludó a Sungyeol con su mano y se giró sobre si misma, avanzando al interior del apartamento como si nada hubiese pasado.

Sí. Acababa de besar a su mejor amigo Kwon Ha Joon.
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage


she's thunderstorms
avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Han Mi Cha

Volver arriba Ir abajo

por Bae Sung Yeol Ayer a las 19:31
Sí sois. —insistió, en un intento de susurro, carraspeando después. No añadió nada más, aunque deseaba que tuvieran razón y realmente estuvieran cerca del lugar, caminando entre jadeos ofuscados. Cuando la chica giró y le dedicó una sonrisa, Sungyeol llevó los ojos a su amigo, creyendo que era para él, dibujándose en su semblante un interrogante intermitente cuando se percató del destinatario de la sonrisa, viendo entonces cómo la bicicleta se precipitaba hacia un coche.— ¡Cuida-! —pero la propia Micha rectificó, poniéndose nuevamente en vereda. Estaría bien que llegáramos enteros. —murmuró.

Exhaló de alivio cuando al fin se detuvieron, recibiendo en la palma el puñado de wons con la misma incredulidad con la que le había devuelto la sonrisa. — Ehh, no, no hace falta... —comenzó a replicar, queriendo devolver el dinero a su dueña pero siendo acallado por la reverencia de agradecimiento, demasiado para él. Pestañeó y, con la mano libre, se revolvió el cabello de la nuca. — No hay de qué. —dijo, en una bocanada de vaho y una sonrisa creciente. Aún no guardaba el dinero, aunque Micha se giró con intención de marcharse y este se le había resignado en la palma. Con la mano libre, sacó el teléfono guardado en el bolsillo de sus pantalones, queriendo llamar a un taxi, como esta les había sugerido, aunque encontrándose con un par de llamadas perdidas de Gunsoo y un mensaje del mismo, preguntando dónde estaban, queriendo ir a por ellos tan rápido como fuera posible para no enfurecer aún más a su mánager. Mierda, Sungyeol comenzó a teclearle la ubicación, alzando la vista cuando oyó el muack.

Se petrificó al ver el beso que había irrumpido y cómo esta marchaba sin más, alzando la mano con la que sostenía el móvil y diciéndole— A-adiós. —también. Cuando la puerta de la residencia se cerró, se volvió de inmediato hacia Hajoon, maniobrando con los bártulos y, con estos aún en las manos, aferrarlo como bien pudo de los hombros, balanceándolo en un entusiasmo que crecía, sorpresa y risa, con los ojos llenos de signos de exclamación. No fue capaz de decir nada con propiedad, así que cuando el móvil vibró de nuevo, se soltó de su amigo y leyó el mensaje de Gunsoo. — Yah. —llamó la atención de Hajoon— Gunsoo-hyung está de camino. Eso dice. ¿Qué hago con —tendió billete y monedas— esto?
cherry boom!
I’m the biggest hit on this stage



avatar
123

Hoja de personaje
Compras
:

Logros
:
Bae Sung Yeol

Volver arriba Ir abajo

por Contenido patrocinado
123
Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.